jueves, 13 de julio de 2017

Alto Triunfo

Por Leobar

Arranca otra ilusión copera, con las expectativas renovadas marcada por el debut del Cuerpo Técnico elegido para este ciclo. Varios condimentos para ver el desarrollo del encuentro.

En el comienzo del primer tiempo encuentra un Estudiantes ordenado y regulando energías para tener resto hasta el final del partido. Con una línea de 4 con Sanchez, Foyth, Shunke , Diarte y Damonte recostado es esa línea de 4. Cascini y Ascacibar manejando la mitad de cancha, Tití yendo y viniendo por la banda izquierda, Lugüercio ubicado por la derecha y el Pavone de único punta. Parejo los primeros minutos, con mayor tenencia del equipo rival. A los 9 minutos Andujar tiene su primera intervención importante, y  hasta los 20’ sacó 4 o 5 pelotas con destino de gol, transformándose en el responsable de mantener el arco en cero en el primer tiempo. Costaron un poco los centros cruzados, pero nos fuimos al descanso con un empate en cero.

En el segundo tiempo Andujar tuvo dos nuevas intervenciones claves que lo transforma definitivamente en figura del partido. Estudiantes aprovecha cada oportunidad que brinda el partido para tomar el poco aire que se respira en la altura y recuperarse. La entrada de Otero por Lugüercio le da un poco de velocidad al equipo y encuentra un punto de inflexión a los 25’ cuando una picardía de Pavone hace expulsar a un jugador rival y minutos mas tarde al DT. A partir de ahí Estudiantes encuentra oportunidades para atacar, y una contra de Otero con Ascacibar, genera una jugada de gol que tapa el arquero. A los 34’ recupera Ascacibar por izquierda, la juega para Titi, este abre por derecha para Otero, tira un centro que recepciona Ascacibar que la mete en la boca del arco donde Titi la empuja para decretar el 1-0 definitivo.

Gran triunfo en la altura que siempre nos costó, a tal punto que este es el primero que se logra en la altura boliviana. El equipo se mostró prolijo y ordenado. La llave para nada está cerrada. Faltan 90 minutos para jugar concentrados y sin dar ventajas. Pero es importante arrancar un ciclo con un triunfo en un escenario que casi siempre nos fue esquivo.

Las figuras fueron Andujar (enorme responsable de mantener el cero en el arco), Tití Rodriguez (gran partido sobre todo en el primer tiempo con pocas de las imprecisiones como las que tenía en los últimos partidos) y Ascacibar (iba creciendo sus acertadas intervenciones a medida que avanzaban los minutos en el segundo tiempo, al revés de la lógica). Gran calidad sigue mostrando Foyth, con la presencia de un jugador de muchos años en primera. Muy bien Diarte también 

Bienvenido Gustavo Matosas…


Fuente: Futbol para troncos

martes, 27 de junio de 2017

Con la Chinonetta a Libertador

por Paul Vox

Andújar; Aguirregaray, Foyth, Schunke, Diarte; Sánchez, Ascacibar, Gómez, Dubarbier; Otero y Toledo Tovar, nunca fueron màs locales en Sarandí.
Los primeros cuarenta y cinco minutos se fueron tratando de entrarle a un cerrado 5-4-1 de Quilmes, que llegaba a no perder a este finde Campeonato, ya descendido.
Correcto en cuanto a proteger el arco, las variantes para buscar el gol, casi que se redujeron a intentar por arriba, de córner o vía Dubarbier por la izquierda, inquietando en grado diverso a la valla del cervezucchi; pero una cosa que es inevitable señalar, es que si en la fricción permitida en las áreas se vale el tomado de camiseta, ya estamos hablando de otro deporte distinto al que juega nuestro team. Y eso es pura responsabilidad del dueño circunstancial del pito y abre la brecha para que se supongan ciertas las suspicacias que rodearon este sprint final por un puesto a la orejuda.
De cara al segundo período, uno podría sugerir un armado con más vértigo por abajo, obligando a los doce contrarios al error o a la incondescendencia con una zaga que invita a atacarla y ¿por qué no?, cambiar Toledo Tovar por Viatri y Gómez por Rodríguez.
A los dieciséis, Solari por Sánchez y Estudiantes que ya intentaba marcar llevándose la pelota por delante, chocando contra la superpoblada área quilmeña.
A los veintitrés, la inflexión en el partido: Carrizo deja la cancha expulsado, luego de cansarse de jugar al camiseteo y la patada artera todo el partido y salta a la cancha Viatri por Toledo Tovar.
A los treinta llega el último ajuste desde el banco: Tití por Diarte. Todos arriba y Dios de 9.
Treinta y cuatro minutos y gol de Viatri. Los melones donde deben estar. Paletta: mamala.
Dubarbier + Tití + Solari, Otero, Toledo Tovar + Viatri, la fórmula del gol.
Reagrupado de la muralla, Uru, Vikingo, Foyth, Ascacibar, Dubi descansando luego del increíble trajín de los ochenta minutos previos en la banda izquierda....la Chinonetta, calentando el pistón para salir a festejar por Libertador al norte y quién te dice no termina con las cinco pepas que necesita para ser escolta.
Escolta pelo golda, dice el Chino Bidón Benitez desde el banco de Sarandí, cae la pertinaz llovizna que acompañó toda la tarde y la grey Pincha Campeona que se vuelve por los caminos del sur con un agradecimiento ENORME a todos los que hicieron este nuevo logro del Club, un año con altos y bajos, vueltas y revueltas, acomodando la casa, como siempre pregonamos y si no pudimos ganar todo, así y todo, nos alcanza para presentar un nuevo paradigma en este espectáculo-deporte que hoy nos propone el fútbol.
Un gran aplauso Estudiantes de La Plaata y los tiempos mejores, las buenas, no nos van a encontrar con los brazos cruzados cuando lleguen.
Abrazo Pincharrata.



jueves, 22 de junio de 2017

7riunfo Mendochino

Por Leobar

Buen partido del Pincha.

Buen partido porque arrancó casi desde el vestuario ganándolo y lo manejó criteriosamente. 

Un tiro de esquina desde la izquierda ejecutado por Dubarbier, cabecea el Chavo cruzando la pelota en el área, Otero la vuelve a meter en zona de peligro para que Sanchez entrando por atrás cambia el palo con un certero cabezazo para marcar el 1-0.  

Con el clásico 4-4-2 el Chino defiende el resultado con orden y concentración, casi como lo visto en el partido frente a Belgrano en cancha de Quilmes.  

Sin sobresaltos y sin muchas llegadas, nos vamos al descanso con una ventaja bien trabajada.

El segundo tiempo arrancha con cabezazo de Silva a los 2’ que pega en el travesaño que sorprende a Andujar. Estudiantes espera demasiado atrasado, y hasta los 15’ aproximadamente, no puede retener la pelota y casi no pasa la mitad de cancha. Hasta que un desborde de Dubarbier, alcanza a rematar tapándole muy bien el arquero ese disparo. 

A partir de ahí, vuelve a nivelar el encuentro el Pincha y ya no corrió mas riesgos. Un chilena de Toledo pudo haber aumentado el marcador, y mas tarde un remate de Aguirregaray da en el travesaño. 

Un tiro de esquina en contra, casi se convierte en empate, hasta que una pelota disputada en mitad de cancha se la lleva Solari, que toca  la izquierda ante la rápida corrida de Dubarbier, recibe se acomoda a la carrera y un fuerte remate concreta el 2-0 final, que mete al equipo en el 4to lugar en el torneo y adentro de la Copa Libertadores hasta el momento. 

Dubarbier parece haber encontrado su posición en ese sector de la cancha, donde se siente sin tanta responsabilidad de marca, y llega al fondo con mas resto aprovechando mejor su pegada con pelota en movimiento. Bien los cuatro del fondo, salvo algunas desatenciones. Inteligente Braña. Otero muy perdido y Toledo solo una chilena en 70 minutos en cancha. 

Sin brillar se logró una buena victoria. Efectivo y oportuno el equipo del Chino. Seguimos dependiendo de nosotros, una victoria en la última fecha, confirmaría la clasificación a la Copa mas deseada.  Vamos por eso!!



sábado, 17 de junio de 2017

Chino-Practico

Por Leobar

Dificil semana la de Estudiantes. Una de las peores en mucho tiempo. Eliminación de Copa Argentina frente a un equipo 3 categorías menor, se le comunica a Vivas que no se le renovará en contrato y decido no dirigir los 3 partidos que quedan, Lucas Nardi asume interinamente, y se conocen algunos desafortunados conceptos hacia glorias del club, se decide preservarlo y reemplazar ese interinato con el Chino Benítez. 

En ese contexto, el día miércoles el Chino comienza a preparar el equipo para jugar3 días después- Y lo primero que hace es armar un equipo con un clásico sistema de 4-4-2, adelantando a Dubarbier por izquierda , adentro Diarte de lateral izquierdo, afuera Tití y un 9 bien definido.

El partido arranca con un Estudiantes mandando en todos los sectores de la cancha, recuperando algunos aspectos ausentes en el último partido: concentración y no subestimar al rival por citar algunos. 

Mantuvo un orden defensivo, y salida rápida por derecha con Aguirregaray (figura a mi entender junto al Chapu Braña).  A los 17’ una buena recuperación de Toledo en mitad de cancha rápidamente habilita a Otero que encara unos metros queda mano a mano con el arquero, y su definición da en el palo izquierdo, recoge Toledo y concreta el 1-0. 

Si hasta ahí el equipo del Chino manejaba el encuentro, el gol de dio la tranquilidad de seguir manejando la pelota y sobre el final de ese primer tiempo, un corner de la izquierda ejecutado por Dubarbier, se lo deja en la cabeza del Chavo Desábato decretando el 2-0 y al descanso.

Sobró el segundo tiempo donde Belgrano no tuvo reacción, y Andujar fue un espectador desde el fondo Pincharrata. Pudo haber aumentado el marcador en dos oportunidades, donde se falló en la definición final.

Leve mejoría del equipo. Salió con la obligación de ganar, no solamente porque es lo único que importa, sino para empezar a dejar atrás una semana nefasta. Aunque para que eso suceda, se necesita tiempo para masticar ese duro garrón.


domingo, 11 de junio de 2017

Sin vergüenza...

Por Conexión Palo Al70

En el peor papelón de la historia de Estudiantes de la Plata, no hay margen para comentario futbolístico alguno.

Un partido jugado sin vergüenza deportiva; sin un gramo de respeto por la historia de nuestra camiseta; y haciendo lo peor que se puede hacer que es ningunear al rival.

Terminamos el comentario del partido anterior diciendo que Vivas debe tomar decisiones, pues bien, ahora es donde se ve la hombría de bien de las personas, de él, del Chavo, (muchas gracias, pero no va mas) y de tantos otros, que hoy mas que nunca, no estuvieron a la altura de lo que el Pincha es y debe ser.